Ponga límites a sus emociones descontroladas

Debemos cuidar nuestras reacciones para no herir al cónyuge.

1. Lectura Bíblica: Proverbios 14:29; 15:18

2.- Meditación familiar :

La relación de conyugal y el interactuar diario con los hijos están expuestos a múltiples enemigos: las diferencias de criterio que no se manejan adecuadamente, la rutina, las heridas emocionales sin sanar, diferencias culturales, religiosas o en la forma de concebir la vida, el mal manejo que damos a nuestras emociones, y una sucesión de factores que —en cada hogar — pueden ser diferentes pero convergen en un común denominador: Cuando se va perdiendo el amor y los choques parecen ser irreconciliables, se piensa en la separación.

A esto se suma el que nuestras emociones llegan a estar fuera de control y herimos a quienes amamos. Generalmente cuando tomamos conciencia del daño que hicimos con nuestras palabras, pareciera ser muy tarde. Las palabras dichas de manera equivocada y en un momento inoportuno, pueden llegar a ser demoledoras, destructivas.

Los problemas en la relación de pareja surgen cuando no controlamos las emociones. Permitimos que nos gobiernen la ira, las reacciones descontroladas o el no medir nuestras palabras. Pero podemos y debemos controlar nuestras emociones, es algo que aprendemos en la Biblia que es el amoroso mensaje de Dios para nosotros.

Los afamados autores y conferencistas, Michael Katt y Alex Kendrich, escriben que:

“El amor da resultado. Es el motivador más poderoso de la vida y tiene una profundidad y un significado mucho mayor de lo que comprende la mayoría de las personas… El amor te inspirará a transformarte en una persona paciente. Cuando decides ser paciente, respondes en forma positiva frente a una situación negativa… A nadie le gusta estar cerca de una persona impaciente. Hace que reacciones exageradamente con enojo, insensatez y de manera lamentable. El enojo frente a una situación de injusticia, irónicamente, genera nuevos agravios. El enojo nunca mejoras las cosas.” (“El Desafío del amor” (Michael Katt y Alex Kendrich. “El Desafío del amor”. LifeWay Editores. 2013. EE.UU. Pg. 6)

Cuando vamos a las Escrituras descubrimos que todos, usted y nosotros, podemos tener control sobre nuestras emociones y no permitir que ellas nos controlen, lo que generalmente desemboca en ofensas a su esposo o esposa.

El rey David escribió: “El lento para la ira tiene gran prudencia, pero el que es irascible ensalza la necedad.” (Proverbios 14:29). Un poco más adelante leemos también que: “El hombre irascible suscita riñas, pero el lento para la ira apacigua contiendas” (Proverbios 15:18).

Es importante que reconozcamos la necesidad de controlar nuestras emociones a partir de desarrollar perseverancia y bondad. Perseverancia para no desanimarnos ni exaltarnos ante lo que consideramos  una provocación, y bondad para que aniden en nuestro corazón. Si hay buenos sentimientos y control sobre nuestras emociones, sin duda la relación de pareja tomará otro rumbo; la convivencia será mucho más fácil.

Si hacemos un alto en el camino, tenemos certeza de que amamos a nuestro cónyuge y a nuestros hijos, sin duda pondremos de nuestra parte para experimentar cambios, crecer y tener controladas nuestras reacciones a partir del desarrollo emociones equilibradas en nuestro ser. No es otra cosa que poner límites positivos a nuestros sentimientos para evitar que deriven en emociones malsanas.

Si no ha recibido a Jesucristo como Señor y Salvador, hoy es el día para que lo haga. Le aseguro que no se arrepentirá.

3.- Oración familiar:

“Amado Señor Jesús, reconocemos que en familia a veces hay problemas porque no sabemos controlar nuestras reacciones. Pedimos perdón por nuestra insensatez y el orgullo que en muchas ocasiones nos ha impedido reconocer los errores. Te pedimos que trates con nuestra vida y con nuestras emociones, y en adelante— como familia— nos concedas la sabiduría necesaria para saber actuar. En tus manos quedamos hoy. Amén”

4.- Una Meta familiar para hoy:

Pediré a Dios la sabiduría necesaria para saber tratar a los miembros de mi familia.

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: https://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=1305


Publicado en: Altar Familiar

Etiquetas: | | |








Los artículos más leídos

El juego sano ayuda a integrar a la familia ¿Cuánto tiempo toma diariamente — o al menos en la semana — para hacer un alto en el camino, divertirse con un juego sano e involucrar en esta actividad [...]
navidad
Cómo realizar la Novena Cristiana de Navidad Unos están a favor de adornar la casa con motivos alusivos a la navidad, reunirse en torno al pesebre, recordar el milagro de la redención y concluir un [...]
¿Cómo ayudarle a su pareja cuando enfrenta conflictos de trabajo? “Alguna vez pensé que todo iba a ser distinto cuando Jairo cambiara de trabajo. Pero no ha sido así. Allí donde se encuentra ahora, aun cuando es un buen [...]
Dos pasos para un milagro: Orar y creer… “Pero Jesús la tomó de la mano y le dijo: — ¡Levántate niña!. Ella volvió a la vida e inmediatamente se levantó. Sus padres estaban muy [...]
familia
Estimular a los hijos ¿podría resultar contraproducente? “Estaba hace pocos días diciéndole a mis hijos lo valiosos que eran y las enormes capacidades que tienen, provistas por Dios. Una prima que me escuchó, me [...]


Léanos en familiassolidas.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en bosquejosparasermones.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio

clic para cerrar