Permita que Dios obre en su vida

Con ayuda de Dios podemos recibir sanidad interior

Lectura Bíblica: 1 Tesalonicenses 5:23, 24

Versículo para Memorizar:

“Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sean guardados irreprensibles para la venida de nuestro Señor Jesucristo. Fiel es el que os llama, el cual también lo hará” (1 Tesalonicenses 5:23, 24).

Reflexión en la Palabra de Dios:

Aun cuando no hayamos tomado plena conciencia del asunto, es evidente que en nuestro proceso de crianza se produjeron hechos traumáticos que terminan incidiendo en nuestro presente. “No tengo mayores problemas”, me dijo una joven universitaria que relató de qué manera sus padres le prodigaron amor y seguridad. No obstante guardaba temor porque las conversaciones terminaran en discusión, diálogos que entablaba con otras personas, especialmente del sexo opuesto.

Cuando hablamos reconoció que si algo le aterrorizaba en su niñez, era ver a sus padres discutiendo. Y le llenaba de temor porque amistades suyas contaban del dolor que producía el divorcio en sus progenitores y ella temía que una diferencia de criterios entre papá y mamá, terminara en separación.

Puedo asegurarle que ella no es la única persona en el mundo con esa situación. La sicología sirve, sin duda alguna, pero es evidente que tiene limitaciones. Somos sanados realmente en nuestro mundo interior, cuando vamos a Jesucristo. ¡Es Dios quien obra sanidad en nuestro mundo interior!

El apóstol Pablo escribió en el primer siglo de nuestra era a los cristianos de Tesalónica: “Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sean guardados irreprensibles para la venida de nuestro Señor Jesucristo. Fiel es el que os llama, el cual también lo hará” (1 Tesalonicenses 5:23, 24).

Cuando leemos cuidadosamente el texto encontramos que el propósito eterno de Dios ha sido el que mantengamos equilibrio en nuestro ser. Cuando haya alguna descompensación, Dios mismo será nuestro ayudador para subsanarla. Sobre esta base entendemos que la Sanidad Interior es uno de los maravillosos planes que Él tiene para nosotros. Conoce nuestros sufrimientos, expectativas y temores.

El primer paso para experimentar sanidad en nuestro mundo interior, es rendirnos a Dios y— en oración— pedirle que obre poderosamente en nuestro ser. Él sabe cómo hacerlo y cura las heridas emocionales que tenemos desde la infancia, y que son causantes de impedimentos para avanzar en el proceso de crecimiento personal y espiritual:

4.- Preguntas para el crecimiento personal y espiritual:

a.- ¿Qué dice el apóstol respecto de Dios (1 Tesalonicenses 5:23)?

b.- ¿Por qué debe ser guardado todo nuestro ser?

c.- ¿Qué obra Dios en nuestra vida, en cuanto a Sanidad Interior (1 Tesalonicenses 5:24)??

d.- ¿Por qué necesitamos sanidad en nuestro mundo interior?

e.- ¿Sometió su vida a Dios para que lo sane?

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: https://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=1906


Publicado en: Devocionales Diarios

Etiquetas: | | |









Los artículos más leídos

familia, Biblia
Doce obligaciones de padres e hijos según la Biblia 2.2.- Que al término de la reunión del Grupo Familiar los participantes asuman que los padres, de acuerdo con la Biblia, tenemos [...]
Rompiendo ataduras espirituales para alcanzar sanidad interior Dios nos creó para que disfrutáramos una vida plena. Una existencia llena de dolor, angustia, desesperanza, sensación permanente de culpa no estaba en su [...]
El reino de las tinieblas, un mundo bien organizado (Lección 6 – Nivel 1) La noticia la publicó un periódico de amplia circulación nacional. A Ramiro lo encarcelaron por un “equívoco”. Pasar por alto un pequeño detalle, lo [...]
El cristiano y las relaciones interpersonales (Lección 6 – NiveL 2) ¿Por qué dedicarle una Lección específicamente dirigida a abordar el tema de las relaciones interpersonales? Si te has formulado esta pregunta, la [...]
felicidad,
Un encuentro con Dios que produce transformación Cuando tenemos un encuentro con Dios, nuestra vida experimenta transformación. Los hombres y mujeres descritos en la Biblia, que tuvieron un encuentro con el [...]


Léanos en bosquejosparasermones.comLéanos en familiassolidas.comLéanos en devocionales.comLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio

clic para cerrar