Los siete distintivos de un predicador eficaz

Los distintivos de un predicador eficaz

La iglesia y los ministerios hoy se encuentran en medio de una disyuntiva. De un lado, el hambre de millares de personas por recibir una palabra de fe y de esperanza que colme sus expectativas y, de otro, el poco o mínimo contenido bíblico que se escucha en las predicaciones. Una realidad que no podemos ocultar. Es cada vez más latente y tiende a crecer-

De acuerdo con el profeta Amós:
"He aquí vienen días, dice Jehová el Señor, en los cuales enviaré hambre a la tierra, no hambre de pan, ni sed de agua, sino de oír la palabra de Jehová.” (Amós 8:11| RV 60)
Lo estamos viendo en nuestro entorno. Una necesidad insaciable de hallar una respuesta a muchos interrogantes. El anhelo de encontrar salidas a las encrucijadas a las que nos lleva la vida. El deseo permanente de escuchar una voz de aliento que permita superar la desesperanza.

Y a esa tarea debemos responder usted y yo, hoy aquí en la tierra, y mañana en la eternidad, delante de Dios quien nos llamó.

Se requieren predicadores comprometidos

¿Por qué, entonces, la crisis en los púlpitos? Porque no hay predicadores comprometidos. Se limitan a lo esencial. Y quienes resultan más perjudicados, son aquellos que van a un grupo familiar o iglesia, en busca de un mensaje fresco, alentador, edificante y que afiance su vida espiritual.

El apóstol Pablo advirtió sobre esta enorme responsabilidad de los expositores:
"Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene de qué avergonzarse, que usa bien la palabra de verdad.” (2 Timoteo 2:15| RV 60) 
En esa dirección, se requiere de hombres y mujeres con disposición de servir a Dios con altos estándares de excelencia.

Que se tomen el trabajo de orar lo suficiente antes de sentarse a estudiar la Biblia; que realicen un adecuado Estudio Bíblico Inductivo al pasaje que utilizarán como base del mensaje; que tracen las bases del sermón y que sepan estructurarlo adecuadamente antes de presentarlo ante creyentes, o aquellos que apenas comienzan a caminar con Jesucristo.

Los distintivos de un predicador

Si queremos superar la crisis del púlpito que es cada día más creciente, es necesario asumir distintivos. Son muchos, pero me permito citarle aquellos que considero, son los más significativos:

1.- Tener claridad del llamamiento a ser expositor de la Palabra.

2.- Reconocer que el predicador es un embajador de Cristo (2 Corintios 5:20)

3.- Formar a nuevos creyentes para su ciudadanía celestial (Filipenses 3:20)

4.- Depender de Dios y poner la mirada en la eternidad (2 Corintios 5:1-4)

5.- Predicar bajo la llenura del Espíritu Santo (2 Corintios 5:5)

6.- Predicar en el amor de Cristo por las almas (2 Corintios 5:9, 11-15)

7.- Predicar un mensaje Cristocéntrico (2 Corintios 5:18-21)

Dos conceptos esenciales

¿Por qué debemos hacerlo? Porque predicar no es asunto de baja importancia. Por el contrario, es de suma trascendencia ya que la proclamación de la Palabra de Dios se orienta a la transformación de vidas, por el poder del Espíritu Santo.

En ese orden de ideas, la homilética es la ciencia que trata sobre la naturaleza, clasificación, análisis, construcción y presentación final del sermón.

Por su parte, el sermón es la explicación, ilustración y aplicación de las Escrituras con unidad, coherencia y preparación.

Los mensajes deben traer la esencia de la Biblia a nuestro tiempo. Contextualizar su contenido. Que hable a nuestra realidad.

Recuerde que usted ha sido llamado por Dios a servirle, pero no de cualquier manera, sino con compromiso y excelencia.

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: https://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=10091


Publicado en: Estudios Bíblicos

Etiquetas:









Los artículos más leídos

Milagros
Siete leyes espirituales que desencadenan el poder de Dios Usted quizá anhela experimentar el poder de Dios. Desea que ocurran milagros. Tal vez las circunstancias le resultan adversas y desea que se produzca una [...]
casa roca
Una vida cristiana edificada sobre la roca La vida cristiana es una experiencia maravillosa que se edifica cada día. Es un aspecto en el que coincidimos todos. No obstante, esa construcción implica [...]
Las madres, una bendición de Dios para la familia (Día de las Madres) En una ocasión tan especial como la Celebración del Día de la Madre, elevamos una oración a Dios por la enorme bendición de tener a nuestro lado esposas y [...]
El amor de Dios transforma nuestra familia El amor debe comenzar en el hogar. Es allí, en casa, donde recibimos amor y aprendemos a amar. Los padres tenemos sobre nuestros hombros la enorme [...]
liberación
Jesucristo vino a traer libertad a los cautivos El mundo yace en tinieblas porque el enemigo espiritual ha tomado fuerza y progresivamente, gracias al pecado del género humano, ha ido ganando terreno. Ese [...]


Léanos en bosquejosparasermones.comLéanos en familiassolidas.comLéanos en devocionales.comLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio

clic para cerrar