La relación conyugal se enriquece con amor e intimidad

Es importante que brindemos especial cuidado a nuestra relación de pareja

1.- Lectura Bíblica: Proverbios 5: 17-19

2.- Meditación familiar:

El contentamiento en pareja es encontrar satisfacción mutua. Es desear, querer y compartir intimidad con su cónyuge y no estar mirando para otros lados. ¿Le parece fuera de foco? Por supuesto que no. Tiene aval en las Escrituras que llaman a vivir el matrimonio al máximo y que esa realización incluya por supuesto, la cama.

Es comprensible que usted se ponga sonrojado y le parezca que este tipo de temas no deberían abordarse en la Iglesia. La pregunta es: ¿Por qué razón? ¿Qué impide que los cristianos abordemos el asunto y lo acompañemos de la perspectiva bíblica?

El profesor de economía y psicología George Loewenstein, de Carnegie Mellon University,

explicó que el sexo por tarea, como sucedió en una investigación, es un matapasiones, pues nada arruina más el placer que el deber. “Es lo que sucede cuando las parejas quieren tener hijos y le ponen horas a las relaciones para maximizar sus posibilidades de concebir”.

La revista Semana incluye la siguiente información:

“Muchos psicólogos recomiendan incrementar la frecuencia de las relaciones sexuales como antídoto para combatir el aburrimiento en la pareja. Pero lo más probable es que si el sexo es malo, incrementarlo no va a generar felicidad. Loewestein no se opone a esta solución pues considera que la mayoría de parejas hace el amor muy poco. Pero su estrategia es que en lugar de enfocarse en la cantidad, el foco se tenga en la calidad, lo que implica ser creativos para buscar un espacio que despierte la chispa del deseo. “Intenten nuevas cosas, hagan ejercicio, vístanse de manera sensual, contraten a una niñera, reserven una habitación en un hotel o encuentren un sitio aislado al aire libre…”, son algunas de sus sugerencias. Para él, es el placer del momento y no cada cuánto sucede lo que mejora el estado de ánimo de las personas.” (Portal de la revista Semana 04/07/2015)

El rey Salomón llama a disfrutar la intimidad con su pareja. Escribe: "Sean para ti solo, y no para los extraños contigo. Sea bendito tu manantial, y alégrate con la mujer de tu juventud, como cierva amada y graciosa gacela. Sus caricias te satisfagan en todo tiempo, y en su amor recréate siempre.” (Proverbios 5: 17-19)

Observe que el autor bíblico insiste en la importancia de recrearnos en nuestro cónyuge; también la necesidad de guardarle fidelidad a la pareja y de permanecer a su lado. ¿Es eso lo que estamos haciendo?

Hace pocos días junto a mi esposa Lucero estábamos en un centro comercial de la ciudad cuando una señora agarró a carterazos a su esposo. ¿La razón? Él estaba muy alegre mirando mujeres por todo lado… mientras iba con su mujer. Y ella, ni corta ni perezosa, le encontró otra utilidad a la cartera.

La situación causó risa a algunos de los presentes que se percataron de la situación… Por supuesto, pudo evitárselos.

Es tiempo de hacer un alto en el camino, expresar a tu pareja y llevar esas expresiones a la satisfacción mutua cuando les asalte el deseo mutuo. No obligar, sino sugerir y crear las condiciones. Esa es otra forma de expresar nuestra fe cristiana.

Otras conclusiones de los especialistas son las siguientes:

  1. El sexo, en particular el de calidad, produce felicidad.
  2. El número óptimo de parejas sexuales es una.
  3. Las relaciones sexuales no deseadas disminuyen el bienestar tanto para hombres como para mujeres.
  4. Las infidelidades se asocian a menor felicidad.

Esperamos que no solamente lea sino que aplique estos cuatro consejos que contribuirán en su vida conyugal.

No podría terminar sin antes invitarle para que haga de Jesús el rey y Señor de su familia, y por supuesto, de su relación de pareja. Es una decisión que nadie más que usted puede y debe tomar. Hágalo ahora y emprenda un nuevo proceso de crecimiento personal, espiritual y familiar. ¡Ábrale el corazón a Cristo en su vida y familia!

3.- Oración al terminar la Célula Familiar:

“Amado Dios, gracias porque nos ayudas cada día a experimentar crecimiento en la relación de pareja y a nivel familiar. Te pedimos que nos concedas la sabiduría necesaria para mejorar cada día. Sometemos nuestro matrimonio en tus manos y rogamos que nos mantengas unidos. En tus manos entregamos esta jornada. Amén”

4.- Una Meta familiar para hoy:

Voy a revisar mi relación de pareja y descubrir, con ayuda de Dios, en qué estoy fallando y una vez lo haga, corregir.

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: https://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=6781


Publicado en: Altar Familiar

Etiquetas: | | |








Los artículos más leídos

El juego sano ayuda a integrar a la familia ¿Cuánto tiempo toma diariamente — o al menos en la semana — para hacer un alto en el camino, divertirse con un juego sano e involucrar en esta actividad [...]
¿Cómo ayudarle a su pareja cuando enfrenta conflictos de trabajo? “Alguna vez pensé que todo iba a ser distinto cuando Jairo cambiara de trabajo. Pero no ha sido así. Allí donde se encuentra ahora, aun cuando es un buen [...]
Dos pasos para un milagro: Orar y creer… “Pero Jesús la tomó de la mano y le dijo: — ¡Levántate niña!. Ella volvió a la vida e inmediatamente se levantó. Sus padres estaban muy [...]
navidad
Cómo realizar la Novena Cristiana de Navidad Unos están a favor de adornar la casa con motivos alusivos a la navidad, reunirse en torno al pesebre, recordar el milagro de la redención y concluir un [...]
familia, hijos, diálogo
Cinco recomendaciones para hablar de sexo con sus hijos  Ramiro y Lucía estaban acostumbrados a escuchar las inquietudes de sus hijos. Sin embargo, jamás se imaginaron que un interrogante de Marcela, la niña de [...]


Léanos en familiassolidas.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en bosquejosparasermones.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio

clic para cerrar