El Señor Jesús está llamando pecadores a una nueva vida

Como pecadores, estamos llamados a una nueva vida.

Base Bíblica: Marcos 2:13-17

Introducción:

El Señor Jesús nos ofrece una nueva vida. Esa generosidad de Su corazón, que sólo se puede explicar por el amor que nos tiene, lleva a que nos brinde una nueva oportunidad. Nos abre la puerta para el crecimiento personal y espiritual. El llamamiento es para todos nosotros, no importa cuánto hayamos pecado. La decisión está solo en las manos de cada uno.

I. El Señor Jesús nos llama a una nueva vida (vv. 13, 14)

1. Un encuentro con el Señor Jesús trae consigo cambio y crecimiento integral en las personas (v. 13)

1.1. Crecimiento personal.

1.2. Crecimiento espiritual.
  • Es necesario buscar y permanecer en Jesús el Señor (v. 13 a)
  • Cuando permanecemos en el Señor Jesús, aprendemos cada día (v. 13 b)
  • El Señor Jesús viene a nuestro encuentro (v. 14)
2.1. El Señor Jesús siempre ha estado en busca nuestra; quienes hemos sido renuentes somos usted y yo (v. 14 a)2.2. El llamamiento del Señor Jesús es directo: “Sígueme” (v. 14 b)
  • Nos reta a emprender una nueva vida.
  • Nos confronta.
  • El llamamiento del Señor Jesús obliga que tomemos una decisión (v. 14 c)
“Y levantándose le siguió…”

II. Un encuentro con el Señor Jesús trae cambio (vv. 15, 16)

1. Van al encuentro del Señor Jesús aquellos que anhelan un cambio en su vida (v. 15)

1.1. La oportunidad es para todas las personas.

1.2. La diferencia en la vida de un ser humano la determina si acepta al Señor Jesús como salvador, o si ignora el llamamiento.

2. Quienes se mueven bajo principios de religiosidad, no aceptan la Salvación de Cristo (v. 16)

2.1. Escribas y fariseos no podían concebir una nueva vida.

2.2. Ser cristiano no es sinónimo— ni puede serlo— de religiosidad.

III. La mayor preocupación del Señor Jesús es traer Salvación al pecador (v. 17)

1. El Señor Jesús conoce el vacío de nuestro corazón, el anhelo íntimo de una vida diferente y la frustración de no poder experimenta cambio en nuestras fuerzas (v. 17 a)

2. El Señor Jesús está llamando a pecadores a experimentar una nueva vida (v. 17 b)

Conclusión:

La oportunidad de emprender una nueva vida está a disposición de todos nosotros. Él es quien marca la diferencia en nuestra existencia. Lo que impide que recibamos la Salvación es la religiosidad y el deseo— a veces oculto en lo más profundo del corazón— de continuar inmersos en el pecado. ¡Hoy es el día para iniciar una existencia renovada, la clase de vida que nos ofrece el Señor Jesús! Recuerde que la decisión es suya y solamente suya.

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: https://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=1657


Publicado en: Sermones

Etiquetas: | | |









Los artículos más leídos

Tres pasos para romper las cadenas de opresión en su mente (Lección 9 – Nivel 3) No podía explicarse por qué todavía seguía escuchando voces en la intimidad de su ser. “No sirves para ser cristiano. Dios no te aceptará con tu [...]
Rompiendo ataduras espirituales para alcanzar sanidad interior Dios nos creó para que disfrutáramos una vida plena. Una existencia llena de dolor, angustia, desesperanza, sensación permanente de culpa no estaba en su [...]
El ángel de los necesitados… Las imágenes de la televisión le hicieron comprender la magnitud del drama que vivían decenas de personas desplazadas de sus campos a raíz de la violencia [...]
Siete estrategias para vencer el estrés Las preocupaciones matan más que las enfermedades. Millares de personas terminan cediendo al estrés y dejan de lado la vida maravillosa que Dios tiene para [...]
camino
Los verdaderos protagonistas pasan inadvertidos No cesaba de dar vueltas en la oficina. “¿Por qué agredí así a mi hijo, si es tan pequeño y no razona igual que yo?” Julio no sabía de su asombro por [...]


Léanos en bosquejosparasermones.comLéanos en familiassolidas.comLéanos en devocionales.comLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio

clic para cerrar