Dios desea prosperarnos hoy y siempre

Dios desea que experimente abundantes bendiciones cada día

1. Lectura Bíblica: SALMOS 24:1-2

2. Versículo para Memorizar:

“De Jehová es la tierra y Su Plenitud; el mundo, y los que en el habitan.” (SalmoS 24:1)

3. Reflexión en la Palabra de Dios:

El principio fundamental de la verdadera prosperidad es simple. En realidad, se reduce a seis sencillas palabras: Dios es el dueño de todo.

Incluso para los cristianos maduros, esta verdad puede ser difícil de captar plenamente y de poner en práctica. Después de todo, está en contra de la mentalidad de la cultura moderna. Pero la Biblia nos recuerda una y otra vez que Dios es el Creador y, por consiguiente, el único dueño legítimo de todo lo que hay en la creación.

Según Hageo 2.8, el Señor es también el dueño de la plata y el oro; en otras palabras, toda moneda le pertenece. El Salmos 50.10 lo dice de manera diferente: Que Él es el dueño de “los millares de animales en los collados”.

Puesto que Dios reitera con insistencia que Él es el dueño de toda la creación, debemos reconocer esto cuando utilicemos sus recursos, incluyendo el dinero.

En otras palabras, debemos aceptarlo exactamente como cuando usamos algo que pertenece a nuestro vecinos: le pedimos permiso para utilizarlo; respetamos las instrucciones del dueño, y hacemos exactamente como él ha dicho; no tomamos riesgos innecesarios; manejamos lo que tomamos prestado de la misma manera que quisiéramos que los demás manejen lo nuestro; y lo devolvemos a tiempo, preferiblemente en mejores condiciones o en mayor cantidad que antes.

Primera a Timoteo 6.10 dice que el amor al dinero es la raíz de todos los males. El comprender que Dios es el dueño legítimo y que nosotros somos simplemente administradores de sus recursos, nos ayudará a tener la actitud correcta en cuanto al dinero, o sea, de gratitud en vez de un derecho.

Hay algo más sin lo cual no podría despedirme. ¿Ya recibió a Jesucristo como su Señor y Salvador? Si no lo ha hecho, hoy es el día para que lo haga y pueda emprender una nueva vida, de victoria y bendiciones, junto con su familia.

4. Preguntas para el crecimiento personal y espiritual:

a. ¿Reconoce usted que Dios es el dueño de todo y nosotros meros administradores?

b. ¿Qué tan buen administrador es usted de los bienes que Dios le puso a administrar?

c. ¿Sabía que la fuente de las riquezas es Dios mismo?

d.- ¿Está dispuesto a disfrutar las bendiciones de Dios, que son para usted y todos sus hijos?

e.- ¿Ha pedido a Dios que bendiga su vida y la de su familia?

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: https://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=1052


Publicado en: Devocionales Diarios

Etiquetas: | | |








Los artículos más leídos

Seis principios para oraciones eficaces “De la misma manera, ustedes maridos, tienen que honrar a sus esposas. Cada uno viva con su esposa y trátela con entendimiento. Ella podrá ser más débil, [...]
En Jesucristo encontramos salida a los problemas.
Enfrente las crisis con ayuda de Dios Las crisis sacan lo peor del ser humano. Afloran la intolerancia, la irracionalidad, la irascibilidad, el egoísmo; pero también, los temores, la ansiedad y [...]
¿Cometió errores? Hay oportunidad para empezar de nuevo “Lo verán los oprimidos, y se gozarán. Buscad a Dios, y vivirá vuestro corazón. Porque Jehová oye a los menesterosos, y no menosprecia a sus [...]
Alabando a Dios en medio de las circunstancias adversas Un hecho que reafirman las Escrituras es que Dios tiene abundantes bendiciones para nuestra vida. Son bendiciones materiales y espirituales que Él desea, [...]
familia
El Dios que hace milagros en la familia La mujer me escribió desde San Antonio, Texas, visiblemente desesperada por la condición de su matrimonio. Estaba en crisis y se iba desmoronando con el paso [...]


Léanos en familiassolidas.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en bosquejosparasermones.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio

clic para cerrar