¿Con qué tipo de personas nos encontraremos en un equipo de trabajo?  (Lección 11)

En un equipo es importante conocer a cada integrante

Cuando desarrollamos un trabajo en equipo, es importante tener en cuenta que cada uno de los integrantes provenimos de un trasfondo cultural, religioso y académico distinto. Este hecho debe llevarnos a promover el máximo desarrollo de las potencialidades, dones y talentos de que proveyó el Señor a cada uno de quienes están unidos alrededor de una meta, en la Iglesia o en el ámbito secular.

Un experto lo definía así: “Un lugar de trabajo es un pequeño tubo de ensayo sociológico. Individuos de orígenes, formación y personalidades completamente diferentes conviven, interactúan y cooperan con un objetivo común: el buen funcionamiento de la empresa.”

Si no hay un buen acople, puede obedecer a que usted no está ejerciendo adecuadamente el liderazgo o bien, a lo apenas previsible que es un conjunto bastante amplio de factores entre los que debemos citar  la personalidad de los integrantes del equipo.

En el ámbito secular se estudia a cada persona desde la óptica de la psicología de la personalidad para aislar media docena de perfiles particularmente conflictivos, que es  importante tener en cuenta cuando vamos a integrar un grupo de colaboradores.

No obstante, debemos enfatizar que los líderes cristianos antes de escoger miembros del equipo, oramos tal como lo enseñó nuestro amado Salvador Jesucristo con su ejemplo: “En esos días El se fue al monte a orar, y pasó toda la noche en oración a Dios.  Cuando se hizo de día, llamó a sus discípulos y escogió doce de ellos, a los que también dio el nombre de apóstoles:  Simón, a quien también llamó Pedro, y Andrés su hermano; Jacobo y Juan; Felipe y Bartolomé…” (Lucas 6:12-14. La Biblia de Las Américas)

Jesús no tomó una decisión motivado por el momento, por la afinidad ni tampoco por la influencia que pudieran ejercer los que escogió como discípulos. Antes de llamarlos, pasó la noche orando.

Seis tipos de personalidades

Como líderes de un equipo, es fundamental que tengamos en cuenta la caracterización que hace ls sicología de la personalidad. ¿Por qué razón? Porque nos ayuda a conocer la eventual forma de obrar de cada miembro de equipo:

1.-  El narcisista. Es un colaborador muy activo y dispuesto, tal como se muestra a la hora de exponer sus apreciaciones durante las reuniones. Su problema es que rara vez tolera los planteamientos que no coinciden con el suyo y, en los casos más radicales, tiende directamente a despreciarlos. Es muy  competitivo y vela únicamente por sus intereses.

Con estos colaboradores lo aconsejable es reunirnos, hacerle notar su comportamiento y llamarle a aplicar correctivos.

2.- El informal.- Aun cuando no llega a tiempo a las reuniones de trabajo, no cumple con diligencia sus responsabilidades, no respeta los tiempos de entrega, puede ser un excelente colaboradores si se canalizan sus potencialidades.

Para evitar contratiempos es importante hacerle notar la eventual irresponsabilidad en la que pueda haber incurrido, los plazos en los que debe trabajar y, en general, lo que se espera de él en el grupo de trabajo.

3.-  El chismoso. Es muy común encontrarlos en todo equipo de trabajo. Generalmente se dedica a revelar información  sobre otros compañeros. Puede ser el candidato ideal a convertirse en el ’espía oficioso’ de los jefes o supervisores que creen necesitar de esta figura.

Estas personas deben ser confrontadas en privado. Hablarles de manera directa sobre las consecuencias que se pueden derivar si mantiene esa actitud para hacer daño a los compañeros.

4.-  El insatisfecho permanente. Es aquel colaborador  que siempre piensa que todo va a ir mal, que saca la parte negativa de cualquier iniciativa ajena sin aportar ninguna alternativa y  cree que todos tienen la culpa menos él.

Discutir con estas personas no ayuda mucho y menos tratar de conciliar con ellas. Lo aconsejable es conminarle a que aporte soluciones a los problemas e impedir que su negatividad afecte al equipo de trabajo.

5.- El indolente. No hace sus tareas de trabajo o las completa de forma deficiente,  y afecta con su actitud  el trabajo del resto de colaboradores del equipo. Se le puede sorprender entreteniéndose con las redes sociales o jugando en horas de trabajo. Siempre encuentra una coartada o excusa para su comportamiento.

A estas personas hay que llamarles y explicarles de qué manera, su forma de obrar, pone tropiezos al equipo y conminarlas a cambiar o a buscar otro equipo o ministerio en donde pueda colaborar.

6.- El manipulador.- Podemos asociarlo con el colaborador que cultiva especialmente las buenas relaciones con los superiores y luego las utiliza para reforzar su posición ante los compañeros o incluso, como instrumento de amenaza.

Si queremos evitar conflictos, lo mejor es brindarles un trato igual que al resto del equipo, sin concesiones particulares como paso para frenar su ánimo de manipulación. Igualmente se deben delimitar sus responsabilidades para que sepa de qué manera debe aportar al equipo.

La oración es fundamental para un líder que quiere ser eficaz en el trabajo de equipo. Oración buscando guía del Señor. El segundo elemento, es ser muy cuidadosos antes de delegar responsabilidades porque si las personas no son confiables, podrían traernos problemas.

Tenga en cuenta que acompasar un trabajo con varias personas, amerita hacer acopio de prudencia pero también de disposición para buscar soluciones cuando surgen conflictos.

No es difícil, cuando dependemos de Dios y no solamente de nuestras fuerzas.

Preguntas para evaluar la comprensión y aplicación de la Lección de hoy:

a.- ¿Ha tenido usted oportunidad de estudiar con detenimiento a cada persona en el equipo de trabajo?

b.- ¿Podría describir, desde su perspectiva, cuáles son los dones, talentos y potencialidades de los integrantes del equipo de trabajo?

c.- En su condición de líder, ¿promueve el que todos saquen lo mejor de sí mismos, es decir sus dones y potencialidades para bien del equipo de trabajo?

d.- ¿Qué ejemplo aprendemos del Señor Jesús cuando debemos escoger un equipo de colaboradores (Lucas 6:12-14)?

e.- ¿Pide a Dios orientación para desarrollar un adecuado y eficiente trabajo de equipo?

f.- ¿Ha evaluado cuál es su papel como líder cristiano en la unificación de metas, visión y estrategias al interior del equipo de trabajo?

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: https://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=7268


Publicado en: Escuela Bíblica Ministerial

Etiquetas: | | |








Los artículos más leídos

El juego sano ayuda a integrar a la familia ¿Cuánto tiempo toma diariamente — o al menos en la semana — para hacer un alto en el camino, divertirse con un juego sano e involucrar en esta actividad [...]
navidad
Cómo realizar la Novena Cristiana de Navidad Unos están a favor de adornar la casa con motivos alusivos a la navidad, reunirse en torno al pesebre, recordar el milagro de la redención y concluir un [...]
¿Cómo ayudarle a su pareja cuando enfrenta conflictos de trabajo? “Alguna vez pensé que todo iba a ser distinto cuando Jairo cambiara de trabajo. Pero no ha sido así. Allí donde se encuentra ahora, aun cuando es un buen [...]
Dos pasos para un milagro: Orar y creer… “Pero Jesús la tomó de la mano y le dijo: — ¡Levántate niña!. Ella volvió a la vida e inmediatamente se levantó. Sus padres estaban muy [...]
familia
Estimular a los hijos ¿podría resultar contraproducente? “Estaba hace pocos días diciéndole a mis hijos lo valiosos que eran y las enormes capacidades que tienen, provistas por Dios. Una prima que me escuchó, me [...]


Léanos en familiassolidas.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en bosquejosparasermones.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio

clic para cerrar