Aprenda a decir que no

Es importante aprender a decir que no

1. Lectura Bíblica: Mateo 5:37

2. Versículo para memorizar:

“Mas sea vuestro hablar: Sí, sí; no, no; porque lo que es más de esto, de mal procede.” (Mateo 5:37)

3. Reflexión en la Palabra de Dios:

¿Alguna vez terminó yendo a acompañar a un amigo a hacer una fila muy larga en un banco para pagar los servicios básicos? ¿Terminó asistiendo a un evento al que, de entrada, no quería ir pero no quiso desairar a alguien conocido?

¿Le invitaron algún a comer un plato que usted dijo “es exquisito” pero muy dentro sabía que era lo que menos quería consumir ese día? La lista se haría interminable. No obstante, estos interrogantes tienen un denominador común: Decimos sí a todo sin meditar el alcance de nuestros compromisos.

Una joven mujer se lamentaba porque contrajo matrimonio con un hombre al que no ama. “Le dije que sí, porque ha sido muy especial conmigo”, explicó. Ahora espera un bebe y está convencida que nunca lo amo…

Alguna vez hemos incurrido en errores simplemente porque no tuvimos el valor de decir que no. Y ese es un gran error. No podemos comprometernos con algo que o bien no nos gusta o no estamos identificados.

Recientemente al terminar una conferencia en una universidad, me confesaba un joven que ya estaba inmerso en promiscuidad sexual. “¿Qué puedo hacer— se justificó —. Mis amigos todos van de juerga y yo, ¿cómo decirles que no a su invitación?”.

Nadie puede obligarnos a hacer nada que no queremos, y menos a pecar. ¿Y qué decir de la persona que acepta participar en cuanta reunión, comité o compromiso le sale al paso? Les da pena negarse y terminan aceptando. ¿El resultado? Andan enloquecidos sin saber qué hacer, desmotivados, incluso con excesos de trabajo que terminan afectando su salud.

Por estos días estoy leyendo un libro de un autor interesante. Una de sus reflexiones la comparto con usted porque, considero, le ayudará mucho en el tema que estamos abordando:

“La mayoría de las personas podrían admitir que no duermen todo lo que deberían. Desafortunadamente muchos no pueden renunciar a su carga de trabajo y, por tano, continúan laborando en un constante estado de estrés y fatiga. Sin embargo, no es por falta de deseos sino porque están atrapados en el círculo interminable de tareas que han asumido.” (Todd Duncan. “Las trampas del tiempo”. Grupo Nelson. 2006. EE.UU. Pg. 56)

¿Por qué decir sí a todo? A trabajos innecesarios, a demasiadas cargas que no podemos llevar sobre nuestros hombros, a invitaciones a las que de plano deberíamos decir no. Le invito para que haga una sincera evaluación. Sin duda coincidirá conmigo en la necesidad de aprender a decir que no.

Nuestro amado Señor Jesús nos enseñó sobre el particular: “Mas sea vuestro hablar: Sí, sí; no, no; porque lo que es más de esto, de mal procede.” (Mateo 5:37)

Le invito para que con ayuda de Dios evalúe que hay compromisos que jamás debió asumir, e igualmente, la necesidad de decir no cuando debe decirlo. No se comprometa más allá de sus fuerzas. Es por usted mismo y por su salud. Evalúese, identifique errores y corríjalos. Es necesario aprender a decir que no.

A lo que jamás debe decir no es a Cristo Jesús. Él debe morar en su corazón. Es el principio de una vida victoriosa. Hoy es el día para tomar esa decisión. Ábrale las puertas de su corazón-

4. Preguntas para el crecimiento personal y espiritual:

  1. ¿Cuántas veces se comprometió sin medir las consecuencias?
  2. ¿Por qué le da vergüenza decir que no?
  3. ¿Ha medido el grado de perjuicio por no negarse a algo?
  4. ¿Pide orientación a Dios en momento de tomar decisiones antes de decir que si?
Desde hoy pediré a Dios que guíe mis pasos antes de tomar una decisión equivocada.

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: https://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=1016


Publicado en: Devocionales Diarios

Etiquetas: |









Los artículos más leídos

El papel de las figuras literarias en el estudio de la Biblia (Lección 9) Cuando nos damos a la tarea de estudiar cuidadosamente las Escrituras para hallar una enseñanza fresca para nuestra vida y para compartir el mensaje con otras [...]
Decídase a perdonar “Porque si perdonan a otros sus ofensas, también los perdonará a ustedes su Padre celestial. Pero si no perdonan a otros sus ofensas, tampoco su Padre les [...]
guerra espiritual
Taller de Guerra Espiritual – Venciendo sobre las tinieblas Los cristianos estamos inmersos en una guerra espiritual que se libra en medio nuestro. Somos por naturaleza, la creación amada de Dios, y ese hecho nos [...]
Supere los enemigos de la relación familiar ¿Cuáles son los principales enemigos de la relación familiar? Permítanme relacionarle algunos: el trabajo, el egoísmo, las muchas ocupaciones en la [...]
familia, Biblia
Doce obligaciones de padres e hijos según la Biblia 2.2.- Que al término de la reunión del Grupo Familiar los participantes asuman que los padres, de acuerdo con la Biblia, tenemos [...]


Léanos en familiassolidas.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en bosquejosparasermones.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio

clic para cerrar