Descubra y desarrolle el propósito de Dios para su vida y su familia

Avance hacia grandes metas junto con su familia.

1.- Lectura Bíblica: Lucas 19:5-10

2.- Objetivos:

2.1.- Que al terminar la reunión de Grupo Familiar los asistentes tengan claridad en torno al propósito que Dios tiene para sus vidas y la de cada integrante de su familia.

2.2.- Que al terminar la reunión de Grupo Familiar los asistentes reconozcan que Dios es quien da propósito claro a nuestra vida personal y familiar.

2.3.- Que al terminar la reunión de Grupo Familiar los asistentes identifiquen cuáles son las prioridades en las que deben enfocarse para alcanzar el propósito de Dios para sus vidas a nivel personal y familiar.

3.- Desarrollo del tema:

Padres y madres debemos orientar nuestras vidas y las de nuestros hijos, hacia objetivos concretos. Eso es posible cuando tenemos claridad en cuanto a cuál es el propósito de Dios para nosotros y para los seres que amamos. Cuando hay un panorama claro, nuestro liderazgo familiar resultará efectivo.

¿Qué sucede cuando no hay un propósito definido? En esencia ocurren dos cosas: perdemos tiempo y desgastamos inútilmente nuestras energías.

Si aún estamos navegando a la deriva, desconociendo el propósito divino para nuestra existencia, debemos pedírselo a Él. Sin duda, nos lo mostrará porque en las Escrituras leemos:

"Porque al hombre que le agrada, Dios le da sabiduría, ciencia y gozo; mas al pecador da el trabajo de recoger y amontonar, para darlo al que agrada a Dios. También esto es vanidad y aflicción de espíritu.” (Eclesiastés 2:26)

Nuestro amado Dios y Padre nos muestra dónde estamos a nivel personal y familiar, y adónde quiere que lleguemos prendidos de Su mano poderosa.

Le invitamos a considerar los siguientes aspectos:

3.1.- El propósito específico de Dios para nuestra vida

La Biblia enseña que, cuando no somos guiamos por el Señor, estaremos dando tumbos. Hace más de 2.500 años el rey Salomón escribió:

“Donde no hay dirección divina, no hay orden; ¡feliz el pueblo que cumple la ley de Dios!” (Proverbios 29:18| Versión Dios habla hoy)

Avanzar hacia una meta específica a nivel personal y familiar, parte de una premisa: buscar el rostro de Dios en procura de que nos muestre el propósito. Una vez identificamos ese propósito y procuramos ir hacia la meta, desarrollamos una visión. Con esos tres elementos: propósito, visión y meta, definimos adónde queremos llegar y medir si hemos avanzado en esa dirección.

¿Cuándo podemos decir que hay en nosotros una visión clara? Cuando vemos desde el comienzo, cómo será el final, con ayuda de Dios.

Jamás olvide que Dios es la fuente de todo propósito. Él nos puede ayudar a encontrar ese propósito, con lo cual podremos enfocar apropiadamente los esfuerzos y no desgastarnos.

3.2.- Redefina sus prioridades para alcanzar el propósito

Probablemente hemos invertido nuestros esfuerzos de manera infructuosa. Nada resultó como esperábamos. Seguir por el mismo camino no tiene sentido.

Debemos volver a Jesús el Señor, quien nos permitirá rendir fruto en nuestra vida personal pero también en la relación familiar. Él dijo que si estamos desprendidos de Él, no podremos ser fructíferos (Juan 15:1-7)

Cuando nos decidimos a direccionar la existencia hacia el propósito que el Señor nos trazó, se produce una transformación en nosotros y en el entorno familiar.

Un ejemplo lo hallamos en el encuentro que tuvo el Señor Jesús con Zaqueo:

“Cuando Jesús pasaba por allí, miró hacia arriba y le dijo:

— Zaqueo, baja en seguida, porque hoy tengo que quedarme en tu casa.

Zaqueo bajó aprisa, y con gusto recibió a Jesús. 7 Al ver esto, todos comenzaron a criticar a Jesús, diciendo que había ido a quedarse en la casa de un pecador. 8 Zaqueo se levantó entonces y le dijo al Señor:

— Mira, Señor, voy a dar a los pobres la mitad de todo lo que tengo; y si le he robado algo a alguien, le devolveré cuatro veces más.

Jesús le dijo:

— Hoy ha llegado la salvación a esta casa, porque este hombre también es descendiente de Abraham. 10 Pues el Hijo del hombre ha venido a buscar y salvar lo que se había perdido. “ (Lucas 19:5-10 |DHH)

Probablemente las que ha considerado hasta hoy prioridades, no han hecho otra cosa que llevarle a perder tiempo. Dios le mostrará cómo debe reordenar sus prioridades. Él sabe cómo guiarnos.

3.3.- Cinco aspectos que logramos al marchar en el propósito de Dios

Cuando descubrimos el propósito de Dios para nuestras vidas y damos pasos hacia esa dirección, logramos:
  • Plena confianza de que mantendremos la unidad familiar (Mateo 12:25)
  • Certeza de que Dios nos guiará sobre la forma de liderar a la familia (Proverbios 19:21)
  • Fe plena en que Dios cumplirá sus planes en nosotros, nuestros hijos y las generaciones futuras (Isaías 46:9-11; Salmos 33:11).
  • Seguridad en la protección de Dios (Lucas 8:24, 25)
  • Firmeza en medio de la adversidad que a veces toca nuestra vida personal y familiar (Filipenses 3:12, 13)
Una de las metas a desarrollar esta semana es caminar el propósito de Dios. Hacerlo nos asegura la victoria. Experimentaremos crecimiento juntos, como familia. Evidencia el gobierno de Jesús el Señor en nuestro hogar.

Reflexione sobre la necesidad de rendirle su vida a Jesucristo. Hoy es el día para hacerlo.

4.- Preguntas para la discusión en el Grupo Familiar:
  • ¿Tiene claridad respecto a cuál es el propósito de Dios para su vida y la de cada integrante de su grupo familiar?
  • ¿Considera que ha invertido bien el tiempo para alcanzar su propósito y metas a nivel personal y familiar?
  • ¿Qué ajustes considera que debe realizar a su forma de vida personal y familiar?
  • ¿De qué manera podría orientar su vida personal y familiar a cumplir los planes de Dios?
5.- Oración al terminar el Grupo Familiar:

“Mi amado Señor y Dios, anhelamos que nuestra vida familiar experimente cambios. Reconocemos que sólo de esta manera, nos orientaremos hacia el propósito que has trazado para nosotros desde antes de la fundación del mundo. Danos sabiduría para descubrir ese propósito e invertir apropiadamente nuestros esfuerzos. Rendimos a tus pies los planes que vamos a desarrollar esta semana. Amén.”

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: http://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=10026


Publicado en: Grupos Familiares

Etiquetas: | | | | |




Inscríbase y reciba información semanal sobre novedades de nuestro Portal:

Agrega también a tus familiares y amigo para que reciban la palabra.







Los artículos más leídos

Descubra el peligro de las películas de terror “He venido escuchando últimamente que ver películas de terror es peligroso. Y me inquieta porque tengo dos hijos adolescentes a los que les gustan [...]
El Sermón Temático ¿Cómo se elabora? (Lección 7) Llegamos al tercer sistema de exposición de la Palabra de Dios: el Sermón Temático. Como su nombre lo indica, este género de predicación gira en torno a [...]
El cristiano y las relaciones interpersonales (Lección 6 – NiveL 2) ¿Por qué dedicarle una Lección específicamente dirigida a abordar el tema de las relaciones interpersonales? Si te has formulado esta pregunta, la [...]
felicidad,
Un encuentro con Dios que produce transformación Cuando tenemos un encuentro con Dios, nuestra vida experimenta transformación. Los hombres y mujeres descritos en la Biblia, que tuvieron un encuentro con el [...]
Rompiendo ataduras espirituales para alcanzar sanidad interior Dios nos creó para que disfrutáramos una vida plena. Una existencia llena de dolor, angustia, desesperanza, sensación permanente de culpa no estaba en su [...]


Léanos en familiassolidas.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en bosquejosparasermones.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com
clic para cerrar