Desarrolle cada día gratitud hacia Dios

No se canse de darle gracias a Dios por su provisión diaria

1.- Lectura Bíblica : 1 Tesalonicenses 5:16-18

2.- Versículo para memorizar :

“Estén siempre alegres, oren sin cesar, den gracias a Dios en toda situación, porque esta es su voluntad para ustedes en Cristo Jesús.” (1 Tesalonicenses 5:16-18. NVI)

3.- Reflexión en la Palabra de Dios:

¿Cuál es su actitud hacia Dios cuanto le provee algo que necesita? Puede orientarse en dos direcciones: La primera, sentir que el Señor no le está dando nada sino que se lo debía, o por el contrario, pensar que no se merecía aquello que trajo el Señor a su vida.

La actitud, definitivamente, marca la diferencia. Ahora, ¿sabía usted que la gratitud hacia Dios se refleja en bendiciones?. No es una frase más. Es un principio práctico que desencadena una vida mejor. Puedo asegurarle que si decide por una existencia de constante agradecimiento, todo cambiará alrededor. No solo usted sino que influirá en quienes le rodean.

Un artículo publicado en el Journal of Social and Clinical Psychology, señala que la gratitud que anidamos, si se torna permanente, ejerce una influencia transformadora en la salud mental. De hecho, quienes se consideran felices, atribuyen ese estado a la gratitud que expresan hacia Dios y todo cuanto les provee diariamente.

El apóstol Pablo conocía este fundamento para ser feliz y victorioso. Él escribió a los creyentes de Tesalónica: “Estén siempre alegres, oren sin cesar, den gracias a Dios en toda situación, porque esta es su voluntad para ustedes en Cristo Jesús.” (1 Tesalonicenses 5:16-18. NVI)

De acuerdo con el apóstol, aun cuando las cosas no vayan como esperamos, es fundamental darle gracias al Señor. No es otra cosa que reconocerlo como Señor de todo, incluso de nuestras circunstancias. Hacerlo, aun cuando no nos expliquemos de qué manera, trae cambios.

Cuando asumimos el principio de la gratitud descubrimos que nuestro estado de ánimo no depende de las circunstancias externas. De ahí que, sin importar lo que pueda ocurrir, tendremos paz interior, fundamento para la felicidad y sin duda, un ingrediente clave de las bendiciones.

Cambie su actitud. Piense en lo maravilloso y bueno que ha sido el Señor con su vida. Decídase a valorar cada detalle, pequeño o grande, que recibe diariamente de Sus manos divinas. Podemos asegurarle que su vida experimentará un cambio sin precedentes.

Si todavía no ha recibido a Jesús como su Señor y Salvador, es hora de hacerlo. Recíbalo en su corazón. Prendido de Su mano emprenderá el proceso de crecimiento personal, espiritual y familiar que tanto desea. Hoy es el día para comenzar una nueva vida con Dios.

4.- Preguntas para el crecimiento personal y espiritual:

a.- ¿Siente que Dios le debe algo, o por el contrario, valora cada cosa que Él le provee?

b.- ¿Podría enumerar las bendiciones que recibió de la mano de Dios en las últimas 24 horas?

c.- ¿Tiene dificultades para desarrollar gratitud hacia Dios?

d.- ¿Qué enseñanza trae a su vida el pasaje de 1 Tesalonicenses 5:16-18?

e.- ¿Está decidido a cambiar su actitud hacia Dios y ser agradecido?

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: http://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=8313


Publicado en: Devocionales Diarios

Etiquetas: | | |








Los artículos más leídos

El Sermón Temático ¿Cómo se elabora? (Lección 7) Llegamos al tercer sistema de exposición de la Palabra de Dios: el Sermón Temático. Como su nombre lo indica, este género de predicación gira en torno a [...]
¿Qué precio demanda seguir a Jesús el Señor? Infinidad de personas en todo el mundo desean seguir al Señor Jesús. Sin duda, una aspiración bastante válida e importante. Pero, ¿están esas personas [...]
Derribe las barreras que lo separan de sus hijos rebeldes 2.2.- Que al término de la reunión del Grupo Familiar los participantes comprendan la importancia de brindarle a sus hijos la oportunidad de arrepentirse y [...]
familia
Dios debe ocupar el primer lugar en nuestra familia “¡Escucha, Israel! El Señor es nuestro Dios, solamente el Señor. Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con todas tus fuerzas. [...]
¿Cuánto tiempo dedica a orar por su familia? “A la mañana siguiente, Abraham se levantó temprano. Ensilló su burro y llevó con él a dos de sus siervos, junto con su hijo Isaac. Después cortó [...]


Léanos en familiassolidas.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en bosquejosparasermones.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com
clic para cerrar