De multimillonario a presidiario

Dios nos ayuda a salir de la crisis, cualquiera que sea

1.- Lectura Bíblica : Romanos 13:8

2.- Versículo para memorizar:

“No roben, no mientan, no engañen a su prójimo. No explotes a tu prójimo, ni lo despojes de nada. No retengas el salario de tu jornalero hasta el día siguiente” (Levítico 19: 11, 13. Nueva Versión Internacional).

3.- Reflexión en la Palabra de Dios:

Los destellos de luz provenientes de las cámaras fotográficas, y las preguntas superpuestas unas a otras a través de las cuales los periodistas buscaban indagar respecto a la verdad del asunto, sorprendieron a Mijail Jodorkovsky el día que compareció ante el tribunal.

No fue el único a quien le asaltó la sorpresa. A familiares y amigos también les extrañó el cúmulo de acusaciones por fraude, malversación de fondos y evasión de impuestos, en uno de los casos judiciales más controvertidos en Rusia.

Lo curioso del asunto es que permanece en una jaula de metal, como lo establece la jurisprudencia rusa hasta tanto se compruebe su inocencia o se compruebe la culpabilidad.

En el diminuto espacio de barrotes gruesos, el hombre semejaba una fiera en cautiverio. Se limitaba a extender las manos, como si mediante aquél gesto pudiera detener la horda de curiosos que no quieren perder ni el más mínimo detalle.

El titular de un diario anunció: “De multimillonario a presidiario”. Aparecía en primera plana, en la parte superior, con letras rojas y gruesas ocupando un amplio espacio.

El caso de Jodorkovsky es una pieza central de la ofensiva que libra el estado contra quienes se enriquecieron con motivo de la privatización de empresas gubernamentales que se inició en la década de los noventa. Es un magnate petrolero. Está retenido desde octubre del 2003.

Hoy día sus equipos personales de computación y el movimiento de sus cuentas bancarias, figuran como pruebas en contra.

La historia del propietario de muchas empresas a quien la vida le cambió en cuestión de segundos, ilustra varios aspectos interesantes que debemos considerar: primero, asumir que las propiedades materiales son efímeras y en cualquier momento pueden desaparecer; segundo, que nada de lo que hacemos mal quedará oculto para siempre y, tercero, que es necesario recobrar la transparencia en todas las actuaciones con el propósito de aplicar los principios de justicia que Dios recomendó a su pueblo.

Un principio ineludible quedó consignado el Monte Sinaí cuando Él dijo a los israelitas: “No roben, no mientan, no engañen a su prójimo. No explotes a tu prójimo, ni lo despojes de nada. No retengas el salario de tu jornalero hasta el día siguiente” (Levítico 19: 11, 13. Nueva Versión Internacional).

No deber nada a nadie...

Al comenzar el tránsito con Cristo Jesús, es necesario que se realicen ajustes a nuestra forma de vida. No es en nuestras fuerzas sino en las de Dios. Tales modificaciones en la forma de pensar y de obrar están recomendadas en las Escrituras.

Precisamente, a propósito de la honradez y de estar al día con todos leemos una admonición del apóstol Pablo a los creyentes de Roma y, por supuesto, también a nosotros hoy: “No tengan deudas pendientes con nadie, a no ser la de amarse unos a otros...” (Romanos 13:8 a. Nueva Versión Internacional).

¿Ha meditado en lo mucho que enriquecería su existencia poner en práctica este recomendación? Sin duda las cosas serían diferentes. No tendría tantos problemas como puede experimentarlos hoy teniendo compromisos que no cumple con los demás, o debiendo más de aquello que puede pagar... Eso es sinónimo de falta de honradez.

4.- Preguntas para el crecimiento personal y espiritual:

a.- ¿Qué enseña a su vida personal, espiritual y familiar el pasaje de Romanos 13:8?

b.- ¿Qué importancia tienen los principios y valores en nuestra vida (Levítico 19:11, 13)?

c.- ¿Qué cambios aplicó a su vida últimamente, con ayuda de Dios?

d.- ¿Cuáles son los factores que considera le impiden experimentar cambios duraderos en su vida?

e.- ¿Ha pedido a Dios ayuda para experimentar cambios duraderos en su vida?

Escrito por: Fernando Alexis Jiménez

Artículo Original: http://www.mensajerodelapalabra.com/site/?p=3022


Publicado en: Devocionales Diarios

Etiquetas: | | | |








Los artículos más leídos

Sometiendo a Dios las crisis familiares Lucía y Roberto han tenido dificultades familiares últimamente. Lo grave del asunto es que, después de diálogos que terminan en verdaderas batallas [...]
Decidí declararme en bancarrota porque no tengo un solo peso “La situación financiera a nivel personal está por el suelo. Cometí  errores financieros que me llevaron a la quiebra. Perdí el negocio, hace un mes [...]
El Sermón Temático ¿Cómo se elabora? (Lección 7) Llegamos al tercer sistema de exposición de la Palabra de Dios: el Sermón Temático. Como su nombre lo indica, este género de predicación gira en torno a [...]
transformación
La sangre de Cristo trae cambios a su vida personal y familiar “No es buena vuestra jactancia. ¿No sabéis que un poco de levadura leuda toda la masa? Limpiaos, pues, de la vieja levadura, para que seáis nueva masa, [...]
felicidad,
Un encuentro con Dios que produce transformación Cuando tenemos un encuentro con Dios, nuestra vida experimenta transformación. Los hombres y mujeres descritos en la Biblia, que tuvieron un encuentro con el [...]


Léanos en familiassolidas.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en bosquejosparasermones.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com
clic para cerrar